La máquina del tiempo: slots a través de la historia

  23.06.2017 en Entretenimiento

 

 

Puede que ya te hayas acostumbrado a que las slots sean de los juegos más comunes ofertados en internet. Sin embargo, ¿sabes el origen de estas máquinas de entretenimiento y su función?

En Casino777 haremos un pequeño recorrido por la historia de estas máquinas de azar y saciaremos tu curiosidad por saber más acerca de este tema.

 

La «Liberty Bell»

El responsable de inventar la primera máquina tragaperras fue el mecánico austríaco Charles Fey, en 1895. Esta fue la primera máquina que incluía un sistema de pago automático y causó toda una revolución. Era la conocida como «Liberty Bell», también llamada «bandida de un brazo», que funcionaba con una moneda de 5 centavos y una manivela a la derecha de la máquina. Sin embargo, hoy en día estas manivelas y rodillos son meramente decorativos o tienen fines lúdicos, ya que han sido sustituidos por microprocesadores.

Ya por el año 1907, la técnica de la popular «Liberty Bell» derivó en otras máquinas como la creada por Herbert Mills, la «Operator Bell», que esta vez incluía símbolos de frutas. ¿Te suena de algo?

 

Evolución de las slots

Seguramente ya sepas que actualmente el estado de Nevada, en EE.UU., es el que más máquinas de azar guarda. ¿Pero sabes cuándo entró la primera slot física en un hotel de Nevada? ¡Has acertado! A finales de los años 40, el Flamingo Hilton acogió su primera máquina tragaperras en Las Vegas.

La tecnología de estas máquinas cada vez se hacía más sofisticada y a lo largo de los años 60 se creó la primera máquina con sistema electrónico. Poco después, en 1975, la Fortune Coin Company introdujo las tan populares slots de vídeo electrónicas.

 

Las slots en España

Es cierto que la mayoría de la historia de las máquinas de azar se sitúa en Estados Unidos. Pero,  ¿qué pasa con España? ¿Quieres conocer un poco más de su historia en nuestro país gracias a Casino777?

A principios del siglo XX, y debido a su expansión por Norteamérica, las máquinas tragamonedas empezaron a aumentar su popularidad en Europa, aunque con algo más de retraso en España debido a los tiempos convulsos de su historia.

Tanto Primo de Rivera como el dictador Francisco Franco prohibieron todo tipo de juego y lo tipificaron en el código penal. Y aunque durante la 2ª República estos centros se convirtieron en sitios de reunión, nunca llegaron a ser las salas que vibraban por toda Europa.

Durante la dictadura franquista solo se permitía jugar al cupón de la ONCE, la quiniela y las apuestas hípicas. Por lo tanto, no fue hasta bien entrado el siglo XX y una vez finalizada la dictadura cuando el juego se legalizó en España, y junto a este, en 1981, las máquinas tragaperras. Esto causó un boom del juego, facilitado por la ubicación de estas máquinas en las cafeterías y bares de todo el país.

 

Tipos de slots en España

Los dos tipos de tragaperras conocidas en España son las máquinas de azar programadas y las de azar. Su principal diferencia es que las primeras dependen de un programa interno en la máquina que devuelve parte de lo apostado después de un cierto tiempo y jugadas. Sin embargo, en el segundo tipo solo se puede recurrir a la estadística y a la probabilidad para conocer el referente aleatorio de estas slots.